Tendencia de ocurrencia y resolución de las crisis de alto riesgo

La mayoría de los hechos que atiende la policía, tienen en alguna medida la tendencia oculta a convertirse en una crisis. Una llamada por un vagabundo, un altercado de violencia familiar, un accidente de tránsito, etc. Estos episodios llevan en el fondo esa cuota de incertidumbre que en pocos segundos puede convertir un procedimiento rutinario en una crisis de escasa incidencia o de magnitud inesperada: Ese vagabundo que se resistió a su arresto y lesionó al oficial; aquella discusión conyugal que acarrea ataques de histeria, lesiones y hasta involucró un homicidio pasional o este accidente que termina con el linchamiento del conductor que arroyó a un menor.
En realidad esa tendencia se manifiesta o se disipa, en muchos de los casos de acuerdo al grado de preparación del policía que toma el primer contacto para saber manejar la situación.
Aguarde que cargue el artículo.



Con la tecnología de Blogger.
 

Consultoría

archivos antiguos

Eres el visitante número